Vinos de parcelas singulares que expresan el terruño, la parcela única y las variedades autóctonas.

Los Frailes
CALIZA
Los Frailes
DOLOMITAS
Los Frailes
RUBIFICADO
1771
Casa los Frailes

Los Frailes Caliza

Monastrell extrema en suelos calizos

Descripción del vino
El denominador común de la finca son los suelos calizos. En la búsqueda de este suelo más extremo, más calcáreo lacustre, más ocre (rendizas amarillas), más pobre es donde hemos encontrado esta Monastrell tan singular. Respectando al máximo esta personalidad, decidimos elaborar el vino como los frailes lo hacían en la finca siglos atrás, limitando la intervención en bodega a lo mínimo y realizando la crianza en los depósitos antiguos y ánforas de la bodega fonda que los frailes ya utilizaban.

Suelos
Viña de una única parcela “La parada de tordos” con una superficie de 3,20 hectareas. Situada a 600 metros sobre el nivel del mar son suelos limoso-arenosos muy calcáreos (rendzinas) de color ocre sobre un zócalo de caliza lacustre. Son suelos extremadamente calcáreos, pero donde el buen nivel de hierro permite reducir la actividad del calcáreo y el nivel de magnesio permite una óptima maduración de las uvas manteniendo buena acidez (gracias al potasio) Viña plantada en vaso en el año 1978 y en agricultura de secano.

Vinificación
Toda la vendimia es manual dado que toda la Monastrell se encuentra en vaso. La intervención en bodega se limita a lo mínimo, levaduras autóctonas, remontados suaves, mínima dosis de sulfuroso y un suave filtrado. Tanto la fermentación malolactica como la crianza se realizan en los depósitos antiguos del s. XVIII que los frailes utilizaban para elaborar los vinos. La crianza son 10 meses en depósitos antiguos de hormigón y ánfora de barro.

Añada 2016
Fue un invierno muy seco, lloviendo únicamente 50mm, sin embargo, fue en primavera justo antes de la brotación cuando unas lluvias precisas y bien distribuidas fueron nuestra salvación. Gracias a estas lluvias, la viña creció muy vigorosa y con mucha fuerza, que, dada la escasez de reserva de agua por el invierno, fue imprescindible realizar poda en verde muy severa para que la viña llegara con fuerzas al final de la maduración.  Fue un verano muy fresco, sin ninguna semana con ola de calor, con temperaturas medias de 24º C. En junio y julio continuo la sequía que permitió que este año solo se tratara una vez con azufre y cobre en primavera. Cuando se empezaba a temer el estrés hídrico y un año extremo, las lluvias de agosto llegaron para refrescarlas en el momento ideal. Estas lluvias fueron imprescindibles para que la Monastrell retomara fuerzas y le permitiera madurar lentamente sin prisa con la frescura de los meses de septiembre y octubre. El inicio de la vendimia de la monastrell fue el 3 de octubre terminando el 12 de octubre.

Información técnica
Variedades
100% Monastrell
Rendimiento: 3.000 kilos/hectárea

Certificado Ecológico
Agricultura de secano, ecológica y biodinámica

Esta web utiliza cookies. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Encuentre más información aquí. / Desarrollado por G2 Disseny